Jamón ibérico, un símbolo de la gastronomía española

 

Entre los muchos productos y alimentos que conforman la rica gastronomía española, posiblemente el jamón ibérico es el que se lleva la palma de los más valorados. Su intenso sabor, su aroma, su textura y en definitiva todo en su conjunto hace que el jamón ibérico sea uno de los alimentos estrella de la rica cocina española.

 

 

El jamón no sólo es un alimento para degustar como aperitivo, sino también se ha vuelto indispensable en muchas recetas, en bocadillos, etc…También es un producto muy popular para regalar, de hecho en las navidades y con la llegada de las famosas cestas navideñas que muchas empresas suelen obsequiar a sus trabajadores, la entrega de patas o paletillas de jamón ibérico suelen ser muy habituales.

  

El jamón ibérico puede comerse en las primeras horas del día, a media mañana en un bocadillo, al mediodía como aperitivo, como ingrediente de algún plato, en la merienda, como tentempié, en la cena, en verano acompañándolo con frutas o con melón…

  

Su calidad y sobre todo su extraordinario y sabroso sabor lo ha hecho un alimento indispensable en cualquier hogar de España. Un sabor que sobre todo viene dado gracias a la cuidadosa y estricta preparación, una elaboración larga que comienza ya desde la crianza del cerdo y que hace que luego al llegar a la mesa acabe culminando en un éxtasis de placer y sabor en el paladar de los comensales. 

 

Fuente: www.spanishexquisite.com